Sin bolsillos

Pocos o ningún accesorio. Al tratar de dormir los collares y aretes son una tortura. Si los dedos se hinchan, los anillos se atascan y las pulseras estorban para manipular los bolsos, maletas y cartera. ¡Y todo pita, entonces mejor no!