El peor traje del siglo

La vida está llena de cosas innecesarias y este traje es un claro ejemplo sobre porque ponerse a inventar más de la cuenta no es una buena idea