Con blanco y negro siempre se va a la fija

El blanco y negro es una mezcla con la que siempre vamos a la fija. El único problema que tiene es que es tan común que hay que ayudarle con algo de color o textura para lograr un atuendo exitoso.